Neptuno

Ya que, respecto a Neptuno, como prácticamente todos entendemos, ….

En la mitología romana era popular por Neptuno. En la griega, se le llamaba : Poseidón y era dios del mar.

Tras el hallazgo de Urano, se percataron de que, según las leyes de Newton, su órbita no se encontraba donde debería. Por lo que se supuso que esta presentaba alguna perturbación por otro mundo más distante de Urano.

Neptuno, primero fue visto por Galle y por Arrest el 23 de Septiembre de 1846 , muy cerca a las ubicaciones previstas independientemente por Adams y Le Verrier de los cálculos basados en las situaciones observadas de Júpiter, de Saturno y de Urano. Un enfrentamiento en todo el mundo se presentó entre la lengua inglesa y la lengua francesa (no obstante, parece ser no fue en lo personal entre Adams y Le Verrier ) sino más bien sobre la prioridad y el derecho de denominar el nuevo mundo. Hoy en día están los dos acreditados como descubridores de Neptuno.

No obstante las visualizaciones y cálculos siguientes, demostraron que las órbitas calculadas por Adams y Le Verrier, difieren en la actualidad de su órbita real muy acusadamente. Si la búsqueda podría haber sido realizada unos años antes o después, con toda posibilidad no habría sido localizado en la situación sosprechada.

Más de 2 siglos antes, en 1613, Galileo observó Neptuno en el momento en que parecía estar muy cerca de Júpiter, pero la confundió, con una estrella. En 2 noches consecutivas apreció verdaderamente que se movía levemente respecto a otra estrella próxima. Pero en las noches siguientes se encontraba fuera de su campo visual. Galileo sabía que en noches precedentes el movimiento de Neptuno, era evidente, pero los cielos anubarrados le privaron de consecutivas visualizaciones en esos días críticos.

Hasta hoy, Neptuno fué visitado únicamente por una nave espacial, Viajero II , el 25 de agosto de 1989. Varios de entendemos algo sobre Neptuno merced a este solo acercamiento. Pero por suerte, las visualizaciones terrestres y del TGV recientes han añadido varios entendimientos asimismo.

La órbita de Neptuno es la más distante del Sol, pero sin embargo, es cruzada en ocasiones por la órbita muy excéntrica de Plutón, considerado este como mundo enano.

La composición de Neptuno, es con toda posibilidad similar a Urano, roca y hielo mezclado, con un 15 % de hidrógeno y algo de helio. Similar a Urano y algo de de Júpiter y Saturno en su núcleo pero sin mucha distingue en su composición. Algo más de posibilidad en su base de material rocoso. Su atmósfera en su más grande parte es hidrógeno y helio con trazas de metano.

El azul bello de Neptuno, es debido en parte importante a la absorción de la luz roja por la parte del metano en su atmósfera, pero algún cromóforo agregada todavía no reconocido da a Neptuno ese hermoso tinte azul.

Como va siendo habitual en los colosales gaseosos, Neptuno padece vendavales muy veloces en las bandas de latitud altas y gigantes tormentas en los vórtices, llegando a lograr de manera fácil los 2000 Km./h. El mundo tiene una fuente de calor interna que irradia más de un par de veces más energía de la que recibe el Sol.

La característica mas considerable de Neptuno , a la llegada de la nave Viajero I, era “El Enorme Punto Obscuro (ahora desaparecido) sito en el hemisferio meridional. Su tamaño era como media G.M.R. de Júpiter, con un diámetro aproximado a nuestro mundo. Los vendavales que golpean Neptuno, dirección Oeste a 300 metros por segundo, barrieron el punto obscuro. Ello sin embargo, la nave Viajero II, asimismo divisó un punto obscuro algo más pequeño en el hemisferio meridional adjuntado con una pequeña nube blanca, de manera irregular que se hacía aparente en torno a Neptuno cada 16 horas. Si bien si naturaleza todavía es un incógnito, podría ser un penacho que subía desde la área bajo su atmósfera.

Visualizaciones del TGV de Neptuno, dejaron perseverancia no obstante, en 1994 que el enorme punto obscuro ha desparecido, sencillamente se ha desvanecido o quizás es enmascarado en la actualidad por fenómenos extraños de su atmósfera. Unos meses después, el TGV descubrió un nuevo Punto Obscuro, en esta ocasión en el hemisferio Norte de Neptuno. Esto manifiesta que la atmósfera de Neptuno cambia de manera rápida, quizás gracias a bruscas diferencias de temperatura entre las partes altas de su atmósfera y las capas inferiores de sus nubes.

Algo que varios apasionados a la astronomía ignoran es que Neptuno tiene asimismo anillos exactamente la misma otros colosales gaseosos. Las visualizaciones desde la Tierra dejaron perseverancia fotográfica que se percibían unos enclenques aros, en lugar de anillos terminados, pero de nuevo la nave Viajero II probó que ciertamente, eran anillos terminados con elementos refulgentes. Uno de estos anillos, semeja tener una composición curiosa, siendo algo torcida.

De la misma se aprecian en Urano y Júpiter, los anillos de Neptuno, son muy oscuros, si bien su composición de momento, resulta ignota. Los nombres de estos anillos son ; el exterior se denomina Adams, que paralelamente tiene dentro 3 sobresalientes arcos nombrados como Independencia, Igualdad y Fraternidad que co-orbita con la luna Galatea. Después Leverrier, cuyas extensiones ajenas son llamadas Lassell y Arago y al final el Galle, enclenque pero extenso.

seguramente gracias a movimientos de material conductor, como por poner un ejemplo, podría ser agua, el campo imantado de Neptuno, es como el de Urano, de manera extraña destinado en sus capas medias.

Para poder ver Neptuno, es viable intuirlo con prismáticos, si se conoce precisamente hacia donde ver, pero precisará sin lugar a dudas un óptimo telescopio, para poder ver sencillamente un diminuto disco lumínico. ble encontrar a Neptuno y a otros planetas en las noches de observación, pero si deseamos encontrarlo con precisión precisaremos cartas celestes muy detalladas o preguntar programas planetarios donde vamos a encontrar todos y cada uno de los datos precisos para su precisa ubicación.